La plantilla de Andalucía Directo estalla contra sus condiciones laborales

El programa es propiedad de una sociedad instrumental semipública que vende programación a Canal Sur. Los trabajadores reclaman que se acaben los contratos basura.

Este lunes 1 de octubre volvió a ser líder de su franja horaria, pero el éxito de Andalucía Directo, el programa más veterano de la televisión pública andaluza, tiene trampa. Su plantilla, que realiza labores por toda la comunidad contando historias, se encuentra en una situación de absoluto desamparo que evidencia las trampas de su gestión.

El programa Andalucía Directo no lo realiza directamente Canal Sur, sino una productora, Andalucía Digital Media (ADM). Esta sociedad está participada en parte por las instituciones públicas, es decir, en último término, por la Junta de Andalucía. En ella, según señala Diario de Sevilla, también participan ex gestores de la cadena.

El resultado es que gran parte de las caras más conocidas de la tele andaluza no pertenecen a la plantilla de Canal Sur. Y eso se ve en las condiciones laborales de la plantilla. El 80% de los trabajadores y trabajadoras secudan las movilizaciones en medio de un proceso de negociación. ADM resulta ser, así, una sociedad instrumental de la Junta, toda vez que prácticamente todos sus productos acaban en la parrilla de Canal Sur, pero con condiciones laborales muy desfavorables. Es televisión Low Cost.

«La movilización que llevan a cabo estos días los trabajadores de Andalucía Directo son la punta del iceberg de la grave situación que atraviesa en los últimos años el sector audiovisual andaluz. Un sector avanzado y puntero en lo tecnológico y a la vez con unas condiciones de trabajo precarias que se han visto agravadas en los últimos años con la crisis, sin que nada apunte en el horizonte a una mejoría ni a corto ni a medio plazo. Una crisis que va camino de cronificarse. En el caso de Andalucía Directo es especialmente sangrante porque sus trabajadores pertenecen a una empresa, ADM, que cuenta entre sus principales accionistas con instituciones y empresas públicas», señalan desde el Sindicato de Periodistas.

La cuenta de Twitter @TrabajadoresAD es un reguero de testimonios. «Canal Sur lleva externalizando a productoras cuyos propietarios son directivos de la propia cadena desde hace al menos 15 años. Y los sindicatos callados como putas y los políticos también», retuitea la cuenta de la plantilla. «Nunca he conocido la estabilidad laboral en la TV, siempre he trabajado en productoras y con condiciones muy mejorables. Veo que los compañeros y amigos se unen para reivindicar lo suyo y me alegro de que den el paso. Toda la razón», señala un periodista. «Contratos basura en una productora participada mayoritariamente por la Junta de Andalucía y con directivos llegados de la RTVA Ha llegado la hora: , explica la cuenta.

 

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*