Desmontando a VOX con cinco argumentos

La ilegalización de partidos afectaría a Podemos e Izquierda Unida. Sus rebajas fiscales favorecen sólo a quienes más tienen. Esto es el VOX que no te cuentan.

El pasado domingo 7 de octubre, el partido político VOX reunió a casi 10.000 personas en el Palacio de Vistalegre. Si bien hay mucha gente que no se toma en serio a la escisión ultraderechista del PP, hay que recordar que algo similar ocurrió con la campaña de Donald Trump, al que VOX copia abiertamente. Valga como ejemplo el eslógan de ‘Hacer España grande otra vez’, el mismo que el de la campaña de Trump, ‘Make America Great Again’ que lucen sus correligionarios en la icónica gorra roja.

Aquí, cinco argumentos para desmontar el argumentario de VOX, repleto de contradicciones en su programa de 100 medidas para España, presentado en este evento.:

  1. Es un partido que favorece a las élites económicas

    Una de las claves del éxito de Donald Trump fue conseguir los votos de la clase trabajadora en zonas industriales en el Norte de Estados Unidos, un grupo propicio para los Demócratas. Ohio, Pennsilvania o Virginia cayeron de su lado en 2016. La clave fue que caló el mensaje en favor del crecimiento económico que prometía Trump. Sin embargo, VOX aboga abiertamente por una rebaja fiscal que favorece en exclusiva a las élites económicas, pues su rebaja fiscal vendida ‘para todos’ sólo supone una bajada de impuestos para los núcleos familiares con más poder adquisitivo. La medida 39 del citado documento dice: “Aumento significativo del mínimo personal y familiar exento a 12.000 euros y a 3.000 € para el primer y segundo hijo. Tipo único fijo del 20% hasta los 60.000 € anuales, tributando al 30% cualquier exceso sobre el mencionado límite”. Ese límite mínimo familiar se encuentra ahora en 5.500 euros. Una familia de cinco hijos dispararía la cifra mínima exenta por encima de los 20.000 euros. Además, todo el mundo, independientemente de su renta, tributaría al 20%. Sería el mismo impuesto para el trabajador y para la dirección de una empresa. Y sólo lo que superara los 60.000 euros comenzaría a tributar al 30. Es decir, no se baja impuestos proporcionalmente, sino que suben en muchos casos para personas con menos recursos al ser el mismo tipo del 20%, y los baja radicalmente a quienes consigan declarar cifras como 5.000 euros cada mes. Además, elimina todos los impuestos a la constitución de empresas, lo que favorece aún más a las clases propietarias del capital (medida 37). Es decir, monta una Sociedad Anónima con millones de euros de capital saldría gratis. La repercusión de medidas como ésta supone un aumento de las diferencias entre los que más tienen y los que menos. En cuanto se deje de recaudar de quienes más tienen, supondría o un aumento desorbitado del déficit, o un recorte enorme en el Estado del Bienestar, que beneficia principalmente a quienes sí pueden sufragarse de su propio bolsillo tratamientos médicos costosos, o una educación superior de calidad.

  2. Proponen un recorte de derechos radical sobre el aborto o el matrimonio igualitario

    VOX nace de movimientos antiabortistas radicales, en contra del matrimonio igualitaro… Medidas que no representan más que a una minoría de la sociedad. El recorte sería brutal, al pretender prácticamente eliminar del mapa las clínicas donde se practican abortos, y dejaría en un brete el régimen legal del matrimonio entre personas del mismo sexo. Además, en su medida 63, supondría por ejemplo que un adolescente pudiese comprar un preservativo: “Instaurar el PIN Parental y Autorización Expresa con objeto que se necesite
    consentimiento expreso de los padres para cualquier actividad con contenidos de valores éticos, sociales, cívicos morales o sexuales”. Además, en el punto 71 señala una propuesta bastante inquietante respecto a su concepto de familia: “Promulgación de una ley orgánica de protección de la familia natural que la reconozca como institución anterior al Estado”.

  3. Propone la ilegalización de todo tipo de partidos que no hablen abiertamente de una España centralista

    En su punto número 2, hablan de “Ilegalización de los partidos, asociaciones o ONGs que persigan la destrucción de la unidad territorial de la Nación y de su soberanía”. Esto no sólo incluye a partidos del proceso soberanista catalán (PDeCat, ERC, CUP), lo cual tendría una condena absoluta de España en foros internacionales de los que es parte, sino también de otros partidos como el PNV, los galleguistas BNG y Anova o las plataformas surgidas tras la disolución del Partido Andalucista, como AndalucíaXSí o Primavera Andaluza. Igualmente, supondría la ilegalización de Podemos y todas sus candidaturas municipalistas o de Izquierda Unida, que han apoyado un proceso de diálogo y hablan de la posibilidad de un referéndum catalán. Dicho esto, directamente quieren acabar con las autonomías, lo cual requiere modificar la Constitución.

  4. Su política migratoria sería la más inhumana de Europa

    Ni Salvini ni Marine Le Pen llegan tan lejos. Vox quiere echar de España a todos los inmigrantes cuyos papeles no estén en regla, algo que ya ocurre con la expceción de los casos en los que el país de origen no se hace cargo. Sería entonces echarlos a los países desde los que llegan, principalmente Marruecos, lo que supondría un enorme estallido en la tensión en el Estrecho. No explica además cómo lo querría hacer. Además, aquellos que se encuentren en situación regular y delincan también se marcharían, algo que ya contempla la ley española. El problema, sobre todo, es el cómo hacerlo, pues igualmente si se envían millones de personas a Marruecos, éstos serían tratados allí como inmigrantes ilegales. Carece absolutamente de sentido práctico, más allá de las consideraciones éticas que evidentemente tiene el asunto. Asimismo, al suprimir en el punto 19 el arraigo como medida de legalización, algo reconocido en todo el mundo, supondría echar de España a personas que vivan aquí desde hace 30 o 40 años, por ejemplo. Además, en una copia obscena de las políticas de Trump, quiere levantar un muro en las fronteras de Ceuta y Melilla (punto 26), donde el paso continuado en ambos sentidos de la frontera es base de la maltrecha economía de las ciudades autónomas. El paso a través de la valla de inmigración irregular es mínimo respecto a otra formas de acceso, si bien se le ha dado una cobertura mediática enorme.

  5. Propone volver a medidas económicas que han demostrado ser dañinas

    Una de las razones que quizás coja con el pie cambiado a más gente es la liberalización total del suelo. “Convertir en suelo apto para ser urbanizado todo el que no deba estar necesariamente protegido por motivos de interés público convenientemente justificados. El mercado del suelo es especialmente rígido su regulación provoca una escasez artificial que eleva su precio”. Es ir varios pasos más allá en los años de la loca burbuja inmobiliaria. Rompería con los esquemas de crecimiento sostenible respetuoso con el medio ambiente. Elimina así normas de protección en costas, en espacios naturales… En la provincia de Cádiz sería volver al desarrollismo de los años 60 y 70 que vivió la costa malagueña. El descontrol del urbanismo se ha demostrado ineficaz porque generó la burbuja inmobiliaria.

    EN RESUMEN, aunque propone medidas que pueden parecer populares, esconden detrás evidentes beneficios para quienes más tienen. En Estados Unidos, un modelo como ése aguanta cuando el desempleo ronda el 5%, que en la práctica es como un paro cero porque quien desea trabajar, lo hace. Sus políticas supondrían miseria para quienes se sostienen con mínimos hoy en día. Además, su rebaja fiscal no sólo es insostenible respecto a la situación actual de gasto, sino también respecto a medidas nuevas que proponen, como incluir la odontología en la Seguridad Social.

Tags:

1 Comment

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*